Novedades

Un y Melero: la íntima fusión de dos vanguardias

Una breve reseña de las canciones compuestas y producidas por Un y Melero y publicadas cada Luna llena durante los últimos cinco meses, por Pierre Froidevaux

Un y Melero: la íntima fusión de dos vanguardias

Desde Febrero, cada Luna llena nos venimos enterando de la aparición de una nueva canción del proyecto UnconMelero, una fusión entre los músicos y productores Miguel Castro y Daniel Melero. Quizás el denominador común más identificable de estos dos artistas, es el implacable compromiso con la vanguardia. Si resulta necesario hacerse cargo de los conceptos, es porque en el fondo conservo la esperanza de que estas reseñas no son botellas lanzadas al mar, y existe la posibilidad (bienaventurada posibilidad) de que alguien venga en algún momento a agitarmela por falta de precisión. Me refiero a que cuando digo que la vanguardia define a ambas trayectorias cargo al concepto de la semántica que le corresponde: pararse adelante del tiempo artístico propio fue siempre la premisa tanto de Melero como de Castro: una vanguardia aislada de la dialéctica del arte, interrumpida hace ya años, pero un ininterrumpido designio de innovación como forma y como estandarte.

Hay algo en las canciones, cinco piezas de electrónica, electro-industrial, dreampop, rock y hasta chacarera (parece joda pero es cierto), que convierte a este recorrido musical en una experiencia de sincretismo y originalidad. Entre la intimidad y el misticismo, los dos artistas acercan al tiempo que se esconden tras un manto de ecualizaciones inemulables y letras que van de lo cursi a lo chamánico, pasando por la filosofía y una poesía sincera y económica. Y es curioso porque es como si la estructura de membranas sonoras procesadas por sintetizadores oscuros y filosos, contrastara con la sutil complicidad de las letras, que bien podrían ser leídas como profesiones de amor lanzadas con la periodicidad de las cartas. Y allí es donde el ciclo lunar brinda la clave: un mensaje descubre su significado poético ante el espectador constante que, paciente, espera una confirmación. Quizás suene estúpidamente elevado en tiempos de urgencias y publicaciones breves. Pero este experimento, dilatado en el tiempo, vale el acto de la espera y no defrauda. Como un reflejo del propio apremio, sintetizado en canción hermosa y aprendizaje. O en palabras del propio Migue Castro:

"Luna llena si
Luna llena nueva y en tus ojos se refleja,
o no Daniel? vos sabes"

Por Pierre Froidevaux

https://www.youtube.com/playlist?list=PLkQInzWqNLoPZiRwgfgSykVNm3ecNHjBA

https://open.spotify.com/album/6mV7Z3MpaWlrZl8nxA9qSN